7 pistas de aterrizaje para narcotráfico en frontera del estado Zulia en complicidad con militares, policías y una fiscal

Trinidad Martel / Venezuela RED Informativa

Al menos siete pistas de aterrizaje para el narcotráfico han sido detectadas por productores agropecuarios entre los municipios La Cañada de Urdaneta y Catatumbo, en la frontera del estado Zulia con Colombia. Sin embargo, se conoció de manera extraoficial que habría hasta 300 que según Infobae se extienden desde el Lago de Maracaibo hasta el Sur del Lago. El portal informativo detalla que los productores de la zona perijanera se han visto obligados a permitir que en sus unidades de producción sean construidas pistas de aterrizaje que utilizan carteles de droga.

En caso de presentarse la negativa por los ganaderos y trabajadores del campo, estos son amenazados por los narcos e incluso por autoridades policiales y militares, quienes presuntamente toleran las actividades de los encargados de traficar estupefacientes por la zona. Hace ocho meses y 12 días, el pasado 16 de noviembre de 2015, un grupo de antisociales, aparentemente ligados al narcotráfico, asesinaron al expresidente de la Unión de Ganaderos de San José y Las Piedras (Ugsajop), Gaspar Enrique Rincón Urdaneta, de 70 años, cuando salía de su finca y transitaba por el sector El Guamito, de San José de Perijá.

Las bandas criminales creyeron que Rincón los había denunciado ante las autoridades y por ese motivo ordenaron su muerte. Los sicarios habrían empleado armas de alto calibre y dispararon 20 veces contra la unidad en que se desplazaba la víctima, quien también sufrió múltiples heridas mortales, reportó la prensa para esa época. Desde que acribillaron al productor agrario, nadie se atreve a denunciar.

Además de sufrir las amenazas de los narcos, funcionarios policiales y militares al parecer también extorsionan a los encargados de las unidades de producción, para que permitan la construcción de las pistas para el narcotráfico. Un productor entrevistado por Infobae, cuya identidad fue resguardada, aseguró que hasta la troncal 6 (carretera Machiques-Colón) se utiliza como pista para el narcotráfico. Los cuerpos de seguridad, presuntamente, detienen el tráfico en cada extremo para que la aeronave pueda aterrizar.

Sebastiana Barráez, periodista experta en la fuente militar, quien ha develado todo esto que está sucediendo en las zonas fronterizas del Estado Zulia con Colombia, señala el hallazgo de al menos 7 pistas de aterrizaje clandestinas usadas por el narcotráfico en esas zonas fronterizas. Agrega que los productores agropecuarios se mantienen entre el silencio y el terror, porque el poder de los narcos abarca, incluso a funcionarios que terminan delatando a quienes denuncian. “Ya nos ha ocurrido – revela un dueño de finca- y la consecuencia es que los señalados han debido abandonar sus unidades de producción, dejarlas casi botadas”.

Es tanto lo que ha avanzado el narcotráfico que los habitantes de un pueblo en la frontera, tienen como trabajo esencial la construcción de pistas para el aterrizaje de las aeronaves del narcotráfico. Relatan, que son obligados a permitir que se construya las pistas en sus fincas, bajo la amenaza de que su vida está en peligro si se opone o denuncia. Y, por otra parte, las autoridades los extorsionan con meterlos presos, si no les pagan a ellos, por haber permitido que hagan las pistas. El 16 de noviembre 2015 el productor Gaspar Enrique Rincón Urdaneta fue víctima de los cárteles quienes sospecharon que él los estaba denunciando. Cuando sale en una camioneta de su finca El Zanjón, en el sector El Guamito, en la vía que conduce a playa Caleta, Parroquia San José de Perijá, varios hombres fuertemente armados lo atacaron, logrando impactar 20 veces al vehículo y la humanidad del productor que había sido presidente de la Asociación Ganaderos de Las Piedras.

Cuenta un productor, amenazado por la situación que ocurre con los cárteles y la construcción de pistas para las aeronaves que transportan la droga: “Nosotros sí nos hemos reunido con las autoridades y nos han dicho que tienen contabilizadas 300 pistas en la región occidental del Zulia hasta el Sur del Lago”.

-¿Pero por qué no las destruyen?
-No lo sabemos. Y las autoridades militares saben que incluso la troncal 6 es usada como pista. Los cuerpos de seguridad detienen el tráfico a cada extremo para que la avioneta haga «el toque». Además, protegen las pistas y por eso hostigan a los productores para que abandonen las fincas.

-¿Qué pasa si el productor se empecina en no permitir que les hagan las pistas de aterrizaje?
-Son amenazados por quienes manejan el narcotráfico en el Zulia. Ya es imposible producir en la frontera en esas condiciones de amenaza y extorsión. Los cárteles de la droga, dicen que uno de ellos es el Sinaloa de México, funcionan porque están amparados por funcionarios. El productor no puede negarse porque le queman la maquinaria o lo asesinan.

-¿Qué sucede con las fincas que son abandonadas por sus dueños o cuyos propietarios deciden irse?
-Algunos tratan de mantenerse colocando encargados, pero el Ejército los presiona para obligarlos a desalojar.

-¿Qué pasa con las autoridades policiales y militares?
-Los extorsionan. Si el productor denuncia es delatado con los narcotraficantes y por otra parte las autoridades los extorsionan. Solo con sembrarle parte de una avioneta en la finca o una pimpina de combustible de avión, los detienen y les hacen expediente, con el argumento de que están vinculados al narcotráfico, cuando en realidad no son más que víctimas de eso. La semana pasada se lo hicieron a dos productores y los presentaron ante los medios de comunicación.

-¿Dónde hacen esas pistas del narcotráfico?
-Desde Maracaibo hasta el Sur del Lago. Hasta la Costa del Lago es algo bestial, porque los cárteles de la droga y los grupos irregulares armados se apoderaron de la zona, desplazando a los productores.

-¿Las siete pistas que a usted le consta que están en la zona se ubican dónde exactamente?
-La presencia más fuerte es desde Machiques de Perijá hasta Catatumbo, en áreas pegadas desde la troncal 6 (vía que comunica a Táchira con Zulia, comúnmente llamada la carretera Machiques-Colón) hacia el Lago de Maracaibo.

-¿A pesar de la situación han denunciado?
-Hay productores, que no viven en la zona, que lo han hecho a nivel de Caracas directamente, porque en la región cuando se ha hecho, los narcos han sido informados. Aun así, amenazan a los productores. Un productor llamado Gaspar Rincón fue asesinado en la zona de San José de Perijá solo porque creyeron que él había denunciado y por eso le acabaron la camioneta con él adentro. Desde entonces nadie habla.

-¿Cómo ocurre el proceso para materializar las pistas?
-Llegan los llamados cárteles del narcotráfico con maquinaria y equipo, hacen las pistas y las patrolean. Nadie puede decir nada porque temen por su vida.

-¿En qué sitios exactamente lo han hecho? ¿Puede nombrarme algunos?
-En Perijá municipio Fray Bartolomé, sector El Guaco y sector Santa Ana, zona del Guamito al pasar la comunidad de San Felipe, cuya población vive de trabajar haciendo las pistas.

-¿Las autoridades no saben o no quieren actuar?
-Claro que saben. Incluso se hizo un informe y se envió al Ministerio de la Defensa, pero no hicieron nada por lo que parece.

-¿Cómo es el modus operandi que lleva a la cárcel a esos productores que les «siembran» cosas como parte de avión o combustible?
-Eso lo hacen con ayuda de una fiscal que hay en Machiques. Su exmarido es policía. Hay quienes hacen el contacto con los dueños de las fincas, que, si no se dejan extorsionar, entonces meten preso a todo el que consiguen ahí y hacen pública la noticia.

-¿Cómo se llama esa fiscal?
-Ellos son la Fiscal Auxiliar Vigésima Teófila Gabriela Delgado León y el Supervisor Agregado de la Policía Regional del Zulia, Douglas Gudiño. A un productor la semana pasada le sembraron pedazos de una avioneta y así lo vinculan con la droga. Hay intereses de muchos funcionarios del alto gobierno que tienen operadores en la zona con la Fuerza Armada. El general Aquiles Leopoldo Lapadula Sira, sabe exactamente lo que sucede, porque él era el comandante de la 12 Brigada de Caribe de Machiques y ahora fue nombrado jefe de la Zona Operativa de Defensa Integral (ZODI).

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: