Capozzolo: “Caída del consumo en Venezuela en 76% será el mayor golpe para el comercio”

Trinidad Martel / Venezuela RED Informativa

Felipe Capozzolo presidente el Consejo Nacional del Comercio y los Servicios –Consecomercio- expresa que las cámaras y asociaciones representativas del sector terciario de la economía, son uno de los más golpeados por la crisis económica marcada por una espiral hiperinflacionaria que azota al país desde hace casi tres años.

Considera que la variable más importante que influye en el comportamiento del comercio venezolano es el consumo interno, que el año pasado cerró con una caída del 30% como consecuencia de la fuerte caída del poder adquisitivo de los venezolanos, quienes han tenido que priorizar, en la medida de sus necesidades y capacidades, la compra de alimentos o medicinas por encima de cualquier otro bien.

Ese escenario, sin duda, puso en caída libre el nivel de ventas de tan importante sector de la economía nacional y llevó al borde del cierre a, por lo menos, el 30% de los establecimientos comerciales del país.

Ante la llegada de la pandemia de COVID-19 a Venezuela, es difícil contabilizar cuántas empresas se han perdido o cuántas no podrán seguir subsistiendo si persisten las medidas de confinamiento total y los esquemas de apertura y cierre de comercios en función del avance de la curva de contagios. No obstante, lo que sí es seguro es que al menos el 90% de los comercios enfrenta dificultades en mayor o menor medida para mantener sus puertas abiertas y, con ello, están en riesgo miles de puestos de trabajo que son el sustento de muchas familias.

En ese sentido, Capozzolo asegura que Venezuela enfrenta un enorme dilema entre la vida y los medios de vida.

Al referirse de cómo la pandemia de Covid-19 ha afectado al sector comercial, expresa que la variable más importante que afecta es el consumo interno: El año pasado terminamos con una caída del consumo interno de 30%, la cual ya era bastante importante. Lamentablemente este año, sobre todo influenciado por la situación de Covid-19, va a terminar con una caída de 76% del consumo según la estimación más reciente. Ese es el tema más dramático. El año pasado tuvimos una caída del Producto Interno Bruto (PIB) de más de 20 puntos y para este año se estaba pronosticando una caída de más de 10, pero con esta situación ya se está hablando de 30 puntos de caída.

–¿Cuáles han sido los subsectores del comercio más afectados por la crisis de la pandemia?

–Están trabajando solo aquellas empresas que tiene que ver con alimentos, medicamentos, telecomunicaciones y la red médico asistencial, pero todas las demás empresas -que representan un universo de más o menos el 90%- que no se dedican a eso están trabajando, desde parcialmente, hasta cerradas por completo.

Otras empresas, afirmó, se han visto en la necesidad de migrar hacia esos sectores priorizados para, de una forma u otra, garantizar su subsistencia.

Capozzolo señala que esto amenaza no solamente a los comerciantes y dueños de negocios, sino que pone en franca dificultad a los trabajadores. “Aquí la discusión de fondo son los empleos que están amenazados”, dice.

–¿De cuántos empleos perdidos o en riesgo de perderse se estaría hablando?

–Es difícil determinarlo precisamente por la situación que estamos viviendo de cierre de comercios. Si estuviéramos con las empresas abiertas, se pudiera hacer algún tipo de censo o medición, pero con empresas cerradas la estimación es imposible.

Igualmente, -agrega el presidente de Consecomercio- saber cuántas santamarías van a abrir y cuántas no será imposible si no llegamos a un período de flexibilización y sobre todo continuidad, porque puede haber flexibilización, pero si es por dos días, es imposible hacer la tarea.

«Se necesita continuidad en la actividad comercial para poder estimar y sacar cuentas», concluyó el dirigente empresarial.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: