Carta de petición a Guaidó por Venezuela

Santos Luzardo / Venezuela RED Informativa

Apreciado ingeniero:

Tengo a bien dirigirme a usted, para saludarlo en nombre de los ciudadanos de Venezuela y a hacerle una petición justa, oportuna y pertinente que posibilitará el cumplimiento de su promesa de lograr desalojar la usurpación de los Poderes Públicos y demás objetivos.

Como ve, no le doy el tratamiento que corresponde a los cargos que legalmente ostenta a propósito para no confrontar los hechos con el derecho, ya que usted es el Presidente Encargado, pero otro ejerce la presidencia y usted desea realizar las acciones del Ejecutivo, pero otro las ejecuta. Es evidente que en esas condiciones no se alcanzarán las tan necesitadas resoluciones para la vida de su pueblo, sin exageración ni retórica.

Entendemos que después de casi año y medio que asumió la responsabilidad ante el País y haber recibido un contundente reconocimiento y apoyo internacional para lograr dar respuesta al clamor desesperado de los venezolanos, no lo haya alcanzado por diversas razones que usted conocerá, pero que el pueblo ignora, lo que ha creado un gran dolor y desilusión en quienes pusieron sus esperanzas en usted, cada vez que decía “vamos bien”.

El TSJ inconstitucional que opera en Venezuela, como escritorio jurídico del régimen que usurpa el poder, pero que actúa, sentencia y ha inhabilitado a la Asamblea Nacional de hecho y han acatado sus designios, ha sentenciado que ya usted no es presidente de la Asamblea Nacional, por tanto, es relevado de su encargaría como presidente de la República.

La propuesta para la transición hecha por los EEUU y Europa, donde se le pedía renunciar para dar paso a la Junta de Gobierno, no fue acogida, por lo que ahora resulta inoficiosa.

Por estas razones expuestas ut supra, y por el riesgo para su seguridad personal, pues están a un paso de encarcelarlo o neutralizado, y en virtud de que solo le quedan siete meses con posibilidades, le propongo que salga del país y solicite establecer la sede de su gobierno en la OEA, donde tiene un gran aliado o donde lo estime conveniente, mejor si es en los EEUU y desde allí nombre su gabinete y en especial un Ministro de la Defensa y su Estado Mayor Presidencial para activar las acciones necesarias y urgentes para intervenir en su país secuestrado y en crisis humanitaria como el mundo conoce, por lo que muchos le han ofrecido ayuda.

Las acciones políticas que demanda Venezuela, para atacar y detener los crímenes continuados, multi- ofensivos y plurisubjetivos, no son acertijos ni discursos, sino resoluciones ejecutivas inherentes a su encargaduría y responsabilidad ante Venezuela y el mundo que esperan expectantes por su decisión.

Sr. Guaidó.
La resolución de la mayor tragedia sufrida por su pueblo aún está en sus manos, no permita que las cofradías del oscurantismo lo hagan caer en los anales de la historia con desprecio y culpa, porque en sus manos está la gloria y la libertad de Venezuela. No tiene opción entre el fracaso y la victoria, porque su país clama justicia y libertad.

Actúe presidente o vea su pueblo morir en esclavitud.

De la Orden de los Caballeros de Fénix

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: