Control de daños

Editorial / Venezuela RED Informativa

Hasta el “gato pintado de azul” ha salido por los “Vamos Bien”, para hacer control de daños. La maquinaria de Alberto Federico está a todo vapor. La Sra. Tintori vuelve a su disfraz de Rapuncel. La Primera Dama en transición muestra nuevamente su nevera vacía y hasta Leopoldo López grita por Venezuela ante el peligro inminente de que se extingan los buenos negocios que salen en nombre de la libertad.

La tubería de aguas negras rota en mil pedazos en la Asamblea Nacional, expone la cloaca que significa para muchos, hacer oposición al gobierno bolivariano hoy en día. ¡Qué baratos siempre han resultado ser estos mequetrefes para el sostenimiento de la Porquería del Siglo XXI!

Han cambiado negocitos con cajas CLAP y triangulación de hidrocarburos, por la gloria de pasar a la historia de los libros de los muchachos del mañana, como los libertadores modernos. ¡Pobres diablos!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: