Los militares y su reto final

César Guillén / Venezuela RED Informativa

El país está agotado de las peroratas patrióticas y de tanto parloteo político

La Fuerza Armada constituye una institución esencialmente profesional, sin militancia política, organizada para garantizar la independencia, soberanía de la Nación y la integridad del espacio geográfico mediante la defensa militar. Está al servicio exclusivo de la Nación y no al de persona o parcialidad política alguna. Artículo 328, de la CRBV.

Es en nuestra historia, donde se ha formado el atractivo hacia los hombres de uniforme. También nos valemos del Libertador-Militar, para cubrir con los resplandores de su gloria lo opaco y decadente de nuestra realidad cívica. Presenciamos una aberración política en el manejo de la fuerza armada.

Bolívar, Sucre, Mao, Fidel y el Che Guevara, son personajes unidos a martillazos en la mente que solo la alucinación del fanático y del pobre de espíritu permite. Reverenciando a un caudillo, a una ideología, y manipulando la historia en lo social, algunos oficiales ambiciosos y sin formación moral, han degenerado en guardaespaldas de gobiernos extranjeros y depredadores de su país.

Evitar por todos los medios posibles la destrucción de la Fuerza Armada Nacional, enfrentando a quien pretendan colocarla al servicio de una ideología, es un deber histórico. Se debe a todo trance rescatar la Misión de la Fuerza Armada que no es otra que proporcionar Seguridad y Defensa al ciudadano venezolano honrado y trabajador, base del desarrollo de la patria.

Si precipitar un desenlace que puede evitarse es un crimen, no prepararse para lo que sea inevitable es también otro crimen. Queda en manos de nuestros institucionalistas el evitarlo y proteger a nuestros ciudadanos de la violencia criminal. Nuestras FAN, serán muy necesarias para la inmediata reconstrucción y adecentamiento del país. ¡No hay vuelta atrás!

FEDEPETROL CARABOBO

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: