Solo gritos

Editorial / Venezuela RED Informativa

El deterioro implacable del valor del bolívar frente al dólar conspira con las ya pobres expectativas de los bolsillos de los padres de familia que esperaban poder cubrir algunos de los gastos de la navidad que se acerca.

Los precios disparados de todos los alimentos y ropa hacen cuesta arriba a las hallacas, a los estrenos y al pan de jamón. A este paso quedarán en “Debo & Pagaré” los regalos del Niño Jesús, Santa Claus y los Reyes Magos.

Mientras, las bravatas de balcón arregladas de Ramos Allup en contra de Padrino o los “desafíos” de Juan Guaidó al NARCOGOBIERNO son adelantos para el 28 del mes que viene, el Día de los Santos Inocentes.

Porque lo único cierto es que Acá, en Venezuela, termina noviembre con lo mismo que avanzamos en octubre, septiembre y agosto: ¡Nada!

Seguimos atrapados por bandas del crimen desorganizado, asociadas con una Oposición de juguete que trata de trampear a la gente con altisonancias y gritos desde lo “convenido” de unos micrófonos, mientras siguen bailando pegado con un gobierno en modo de fallo, de un país en ruinas y con gente que huye despavorida. ¡Esto tiene que cambiar!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: